miércoles, 21 de noviembre de 2012

Estructura Social Contemporánea II – Resúmenes Parte 22


En la asignatura de Estructura Social Contemporánea II del segundo cuatrimestre del Grado en Sociología de la UNED curso 2011/12, algunos/as compañeros/as realizamos un trabajo coral: resúmenes de los capítulos de la bibliografía obligatoria.  Y como libro de referencia: Estratificación Social y Desigualdad. El conflicto de clase en perspectiva histórica, comparada y global, (Harold R. Kerbo - McGraw Hill) bibliografía básica de esta asignatura. Quiero agradecer el esfuerzo, compromiso y dedicación desplegado por todos/as. Derechos reservados, sus autores.

Tema 1 (Capítulo7) El proceso de legitimación – Eva Gloria Del Riego Eguiluz // Tema 2 (Capítulo 8) T. El sistema de estratificación mundial: dominio y competencia entre naciones del centro - Miguel De Diego Pérez // Tema 3 (Capítulo 9) Estratificacion social en los Estados Unidos – Irene Ibáñez Sánchez // Tema 4 (Capítulo 10) Estratificación social en Japón – José Bargallo Rofes // Tema 5 (Capítulo 11) Estratificación social en Alemania – María Inés Quiles Blanco // Tema 6 (Capítulo 12) Estratificación mundial y globalización: los pobres de la Tierra – Tomás Javier Prieto González

La elite de poder en Japón.

En muchos sentidos, la configuración de las elites japonesas se ajusta mejor al concepto de “elite de poder” que las de cualquier otro país. En Japón existe un “triunvirato de elites” al que los propios japoneses suelen llamar “triangulo de hierro”, que es más poderoso, está más unido y tiene más control del país que las elites de cualquier otra sociedad industrial moderna. Asimismo, los que no pertenecen a la elite forman como una “sociedad de masas” carentes de poder y políticamente inactivas.

El triunvirato no incluye la elite militar. El “triangulo de hierro” está formado por la elite corporativa, la elite burocrática de los ministerios y, en tercer lugar y muy lejos de ellas en cuanto a su poder en el Japón de hoy, la elite política formada por los políticos más importantes.

La clase corporativa.

Tras la caída de los poderosos grupos corporativos zaibatsu empezaron a surgir lentamente lo que hoy llamamos grupos corporativos keiretsu. La diferencia fundamental entre los dos tipos es que los últimos están formados por directivos corporativos que dirigen colectivamente la economía con más autoridad e independencia que en otras naciones capitalistas.

Hay un acuerdo claro sobre cuáles son los seis keiretsu más poderosos. Los “seis grandes” tienen alrededor de 193 corporaciones importantes, lo que significa cerca del 15% del total de acciones corporativas de Japón, con el 40% del total de acciones bancarias, el 53% del total de acciones de empresas aseguradoras y el 53% de agencias inmobiliarias.

Además del gran keiretsu al que se puede llamar horizontal, hay numerosos verticales. Cada una de las grandes corporaciones dentro del keiretsu horizontal domina muchas corporaciones pequeñas, en algunas ocasiones cientos de ellas, que proveen a las corporaciones dominantes de servicios vitales para sus operaciones. Así, a través  de la interrelación de los “seis grandes” keiretsu, hay una red de miles de corporaciones ligadas entre sí que son las pequeñas corporaciones que forman el keiretsu vertical de los gigantes.
Al mando de estas grandes corporaciones keiretsu, están los directivos que se ocupan de sus propias compañías, pero también pertenecen a organizaciones interrelacionadas que contribuyen a dirigir y proteger colectivamente los intereses de las corporaciones keiretsu. Entre las organizaciones formadas por las corporaciones más importantes están los shacho-kai o “clubes de presidentes” que existen en cada keiretsu. Los miembros de los clubes de presidentes se reúnen normalmente una vez al mes para sopesar los problemas comunes, planificar lazos comerciales, considerar los problemas de alguna empresa del keiretsu con dificultades y organizar la acción política conjunta para influir en la política gubernamental.
Lista de los seis grandes keiretsu, número de corporaciones importantes, corporaciones pequeñas afiliadas a cada grupo y el nombre de los clubes de presidentes.

  • Grupo Mitsubishi: 28 empresas principales y 93 empresas afiliadas; club de presidentes: Kinyokai (Club Viernes)
  • Grupo Mitsui: 24 empresas principales y 92 afiliadas; club de presidentes: Nikikay (club Dos Pilares)
  • Grupo Sumitomo: 21 empresas principales y 95 afiliadas; club de presidentes: Hakusuikai (Club Agua Blanca)
  • Grupo Fuji: 29 empresas importantes y 74 afiliadas; club de presidentes: Fuyokai (Club Loto)
  • Grupo Daiichi Kangyo: 47 empresas principales y 45 afiliadas; club de presidentes: Sankinkai (Club Tres Oros)
  • Grupo Sanwa: 44 empresas principales y 27 afiliadas, club de presidentes: Sansuikai (Club Tres Aguas)

La Keidanren (Federación japonesa de Organizaciones Económicas) es, con mucho, la organización más importante de todas, un tipo de institución para los grandes negocios o, como algunos dicen, el “parlamento de los grandes negocios”, mientras que el presidente de la keidanren es el “primer ministro” del mundo de la empresa y probablemente el hombre más poderoso de Japón. Hay cerca de 900 miembros de la keidanren que proceden de  menos del 1% de las corporaciones de Japón. Este grupo interno de la clase corporativa, proceden de un conjunto de corporaciones que da cuenta del 40% del total de ventas y del 50% de todos los activos corporativos de Japón. En fecha tan próxima como 1995 el nuevo presidente de la keidanren fue Eiji Toyoda, también director y antiguo consejero ejecutivo de la empresa de automóviles Toyota. El grupo interno de la clase corporativa, denominada zaikai, en Japón coordina la economía a través de la keidanren y presiona políticamente al Gobierno de un modo que en Estados Unidos sería ilegal.

La elite burocrática.

Los altos funcionarios de los principales ministerios (Economía, Comercio exterior e industria) y en ellos los que más, los viceministros, no sus ministros. Estos funcionarios de carrera lo son desde su salida de la universidad y se han esforzado por ascender de posición. El cargo de ministro es político y lo desempeñan a lo sumo 3 ó 4 años, últimamente solo 1 ó 2.

En Estados Unidos el presidente entrante hace cerca de 3000 nombramientos para distintos organismo, mientras que un primer ministro japonés hace 20 y entre ellos los ministros.

Los políticos no influyen demasiado en la elite burocrática ministerial, los parlamentarios japoneses tienen poco personal y la mayoría de las leyes aprobadas por el parlamento las redacta e impulsa la elite burocrática. Las leyes aprobadas proporcionan a los miembros de la elite burocrática una amplia capacidad de interpretación, así como también la “guía administrativa”, cuyo fin es presionar a la gente de todos los sectores de la sociedad para que sigan sus dictados. Además, los funcionarios ministeriales emiten sus propias ordenanzas, que sobrepasan a las leyes de la Dieta en una proporción de 9 a 1 y se dirigen a todos los sectores de la sociedad.